Te tengo

Tengo miedo de perderte, de imaginarme que tu voz ya no será el hilo que teje lo que siento al pensarte, Que ya no plantaremos semillas de girasoles para que en el patio de tu vida florezcan. Tengo miedo de ya no escuchar contigo 101.1 De abandonar tu risa que me cura las heridas De…

Más lúcido

Demonio más encantador que la sonrisa del pasado; bajo la cama y sin el velador Oscuresco aquél recuerdo. Recuerdo ingrato, acechador. Alguien más encantador Imaginarlo, eso no puedo. Dicen que todo es sueño Y yo despierto cada día Mas lúcido, sin empeño. Vida, todo es brisa fría Hay que olvidar sin ceño Amar y llorar…

El llamado

Hay un extraño que toca la puerta, acaricia el timbre y rasga la madera. Hay un niño que grita mi nombre. Hay un joven que grita mi nombre. Un anciano que no sabe mi nombre. Entre ellos hay un sueño que tengo y me ayuda a no escuchar el llamado Es tarde. Es temprano. Es…

Esta carta es para tí (Sólo si la encuentras)

Esta carta es para tí (Sólo si la encuentras). Faltan 11 horas para dejar atrás el año “Terrible”, al que con ansias le he preparado un baúl para nunca más abrirlo. Prefiero olvidar estos meses e ir al mar, así abandonarlos en la violenta espuma y dejar a la naturaleza hacer el resto. Dejaré morir…

Este cuerpo que habito y no vivo

Ante estas luces que conectan los hogares, mis ojos se iluminan por cada ser espiado. ¿Sabrán lo que es bailar bajo la lluvia? O prefieren mirar ocultos en sus ventanas; Como espectadores del mundo y de los hombres. Heme aquí, persiguiendo la felicidad ajena, ¿No piensan que a la mía le he perdido el rastro?,…

El impulso y el éxtasis

La incomodidad de saber que la existencia no es más que un impulso y éxtasis mismo; reside en pensar que las acciones hablan. Paso tras paso es dado en concreto fresco, así es como algún curioso nos sigue el rastro. Si el concreto hablara, serían mentiras sobre mi. Si alguien me siguiera, ocultaría esas huellas…

Alarma

El exceso de nostalgia es el que desempaco de las maletas, cada vez que intento clavarme en tu memoria para dañar la mía. Tumulto de palabras que recorren la ciudad, entran por ventanas y a oídos de extraños con tal de atenuarse al llegar a ti. Es tarde. De haber escuchado la alarma antes ya…

Ça c’est pour toi

Pour l’homme que j’aime beaucoup et que il me valeurs un peu. Pour le codépendance, les bisous et les heures. Pour mon homme; je ne peux pas être avec vous, mais je ne peux pas être sans toi.

Flores del desierto (Migración)

Por cada metro recorrido de este desierto, más largo que la probabilidad de regresar y sentir mi cabeza sobre mi vieja almohada, me persigue la sombra intacta de mis hijos, una esposa honrada que le tiemblan las manos y que cada vez que mi cobarde conciencia la trae a la vida, me bendice con sus…